jueves, 30 de diciembre de 2010

Me confundí.
Tus besos no saben a azucar...
saben a divergencia, a caminos opuestos...
tienen el sabor de los sentimientos destinados a no encontrarse, a no entenderse.
No hay culpables.
Sentir diferente no vuelve culpable a nadie...

2 comentarios:

hm dijo...

Cuando hay divergencia, aunque sea duro, es mejor seguir cada uno su camino... mejor eso que seguir un camino que no es el de uno.

Te deseo lo mejor para este año.

Passion dijo...

Claro que no, mas es importante, que las cartas esten echadas sobre la mesa desde el comienzo.

Bonita: quiero dejarte mil besos, un fuerte abrazo y mis mejores y sinceros deseos de felicidad para èste 2011♥


Brindo por vos
chin! chin!