sábado, 12 de junio de 2010


Y sin dudarlo ni un segundo, volví de nuevo a tocar con mis dedos el cielo de mi infierno. Ese que, de vez en cuando, se torna dulce y engañoso.
Un pequeño espacio reservado para mi...cuando te apetece a ti.
Infernal edén de juegos, caricias y besos que alquilas por horas a tu antojo.

Alto es el precio a pagar, proporcional el riesgo.

Me tuvistes.Me tienes.
Soy vulnerable a ti.

Pero está vez no soy cordero con piel de lobo, ahora mis garras son de verdad.
No pienso caer al suelo, no pienso perder de nuevo.

1 comentario:

Passion dijo...

Sobre todo porque sos una impecable mujer que vale mucho màs de lo que vos misma creès.

te felicito♥

Buen finde preciosa!

y jamàs decaigas ante nadie, diosa!
asì se habla
(en èste caso, escribe ;))

Besazos♥